Se encuentra usted aquí

¿Cómo reacciona la ICANN ante las inquietudes en cuanto a políticas sobre el sistema WHOIS y los gLTD?

La Organización de Apoyo para Nombres Genéricos (GNSO) de la ICANN se dedica a tratar estas y otras cuestiones relativas al acceso de datos de WHOIS de los gTLD, recomendando cambios a las políticas que se relacionan con este tema.

Por ejemplo, la GNSO suele participar en actividades para evaluar y documentar la importancia de WHOIS para las partes interesadas.  En el 2006, un grupo de trabajo de la GNSO re-examinó detenidamente la finalidad del sistema de WHOIS, detallando los usos previstos y reales de la información de contacto del registratario.  Sobre la base de ese trabajo, la  ICANN aprobó las recomendaciones para mejorar la notificación de uso  y consentimiento en el sistema de WHOIS.  Al mismo tiempo, el RAA (el acuerdo celebrado entre la ICANN y sus registradores acreditados) fue modificado para exigir que los registradores restrinjan el acceso masivo a los datos de  WHOIS para actividades de marketing.

La GNSO también adopta medidas para formular recomendaciones tendientes a mejorar la exactitud de los datos de WHOIS. Por ejemplo, la Junta Directiva adoptó una recomendación sobre políticas formulada por la GNSO para exigir que los registradores les dieran a sus registratarios la oportunidad de verificar y corregir los datos de WHOIS correspondientes a sus nombres de dominio al menos una vez al año, junto con un recordatorio de que la presentación de datos falsos es causa de la cancelación de la registración del nombre de dominio.  Además, a los registratarios que presentan datos falsos, o que no responden a las consultas de los registradores, se les concedió un período de gracia durante el cual el registrador mantiene el  dominio temporariamente en espera hasta que el registratario actualice sus datos de WHOIS. También hay esfuerzos en curso en materia de cumplimiento contractual para mejorar la exactitud y accesibilidad de los datos de WHOIS. Parte de estos esfuerzos se basan en los resultados de estudios patrocinados por la ICANN para medir las inexactitudes y tendencias en los datos de WHOIS.

La ICANN continúa trabajando para abordar los problemas relativos a posibles conflictos entre las leyes y normas de privacidad, y las disposiciones contractuales de la ICANN sobre la recopilación, divulgación y distribución de datos personales mediante el servicio de WHOIS de  los gTLD.  Por ejemplo, la ICANN adoptó un procedimiento que detalla la manera en que responderá en caso de que un registrador o registro demuestre un impedimento legal para cumplir con los requisitos contractuales mencionados a causa de la legislación en materia de privacidad.

Consciente de las preocupaciones  acerca de la posible disminución de la confiabilidad y utilidad del servicio de WHOIS vigente, la GNSO recopiló un amplio conjunto de requisitos técnicos para el servicio de WHOIS, con el objetivo de abordar tanto las deficiencias conocidas del servicio actual como las posibles mejoras que se pudieran necesitar para brindar soporte a las diversas iniciativas en curso en materia de políticas.  En este conjunto de requisitos técnicos no se recomiendan políticas o normas operativas, sino que se ofrece orientación técnica a los organismos encargados de fijar normas y a otras instituciones, como ARIN,  que están trabajando para encontrar un posible sucesor de los protocolos y servicios de WHOIS.  Recientemente, la ICANN adoptó el nuevo RAA 2013, en el cual se incluyen múltiples  modificaciones para abordar el tema de los datos de WHOIS, como la validación y verificación de determinados datos de WHOIS, los acuerdos de nivel de servicio para la disponibilidad de WHOIS, las circunstancias en las cuales se debe cancelar una registración por datos de WHOIS falsos, y un proceso de verificación que los registradores deben seguir luego de ser informados de la falsedad de los datos de WHOIS.  También se adoptó una especificación provisoria en la cual se definen políticas para los servicios de privacidad y representación (proxy) ofrecidos por los registradores y sus empresas asociadas. Actualmente, estos servicios son utilizados por determinados registratarios de nombres de dominio para evitar que se publique su información de contacto y/o su identidad como parte de los datos de WHOIS.

Transcripts